Qué fue primero: ¿La esponja o la medusa?

Esponja marina y medusa

Esponja marina y medusa

Olvidaos de si fue primero el huevo o la gallina. El verdadero debate está entre la esponja marina o las medusas.

Así a primera vista… ¿cuál de estos dos animales (sí, las esponjas también son animales) creéis que fue el primero en habitar la Tierra hace unos 800 millones de años?

Os doy una pista: antes de la llegada de los análisis genéticos, los biólogos evolucionistas pensaban que las esponjas (todavía no he dicho que ahora piensen lo contrario). ¿Por qué apostaban por las esponjas marinas? Por su simplicidad:

Para clasificar grupos de animales tan antiguos, los biólogos evolutivos buscan estructuras corporales comunes entre todas las especies, y comparan cómo han ido cambiando con el tiempo. Por ejemplo; una de las estructuras más importantes para establecer una primera clasificación entre animales es la existencia o no de una especie de cavidad corporal interna llamada celoma. Da igual saber qué es exactamente. Si lo tienes, eres un celomado como la mayoría de animales más recientes. Si tienes algo a medias, te llamarán pseudocelomado y serás visto como un gusano más antiguo. Y si eres un acelomado, estarás dentro del selecto grupo de los animales más ancestrales. Esponjas y medusas son acelomados.

Ya dentro de cada grupo, te fijarás en otros detalles. Con los vertebrados, por ejemplo, además del registro fósil comparar el desarrollo embrionario te da una información muy valiosa. Pero para distinguir entre medusas y esponjas, hay menos pistas. Evidencias paleontológicas las sitúan en la misma era, pero para saber quien apareció primero toca fijarse en detalles puramente morfológicos, grados de complejidad… y confiar en la lógica.

Y a este respecto; con su vida sésil, sin siquiera un precario sistema nervioso, ni simetría corporal… las esponjas marinas tienen un aspecto mucho más primitivo que las medusas. Su funcionamiento es tremendamente básico. Parecen realmente un primer experimento pluricelular. Así que intuitivamente, si las esponjas te parecen más ancestrales, que sepas que hasta hace muy poco los biólogos evolucionistas estaban de acuerdo contigo.

Pero entonces aparece Gonzalo Giribet en el post anterior y nos dice que, según los resultados filogenéticos publicados en Nature en 2008 por Casey Dunn (y él como coautor), un grupo de animales parecidos a las medusas llamados ctenóforos son en realidad (a pesar de ser más complejos que las esponjas) los animales más ancestrales que existen. ¿Cómo saben esto los científicos? [...]

Vía Apuntes científicos desde el MIT

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.