El sector de la Biotecnología no deja de crecer y es ejemplo del “cambio de modelo productivo”

El director general de la Fundación Genoma España destaca el papel las universidades y centros de investigación en la creación de nuevas empresas biotecnológicas, casi 400 en todo el país.

A pesar de la crisis económica, el sector de la Biotecnología no ha dejado de crecer en los últimos años y es un buen ejemplo de lo que puede ser el cambio en el modelo productivo, según ha explicado hoy en Salamanca Rafael Camacho Fumanal, director general de la Fundación Genoma España, que ha participado en el Foro Universidades dedicado a la Biotecnología y organizado por la Fundación General de la Universidad de Salamanca en el marco del Proyecto de Transferencia de Conocimiento Universidad-Empresa (T-CUE) auspiciado por la Junta de Castilla y León.

Precisamente, las universidades y la transferencia de conocimiento de estas hacia el mundo empresarial son aspectos “fundamentales”, según ha explicado Camacho en declaraciones a DiCYT. “La mayoría de las empresas de base tecnológica que se generan vienen de centros de producción del conocimiento, de la Universidad, del CSIC y de otros organismos públicos, gracias al apoyo a emprendedores que se está ofreciendo y la financiación específica, creo que hay una conexión directa entre la producción del conocimiento y la generación de estas empresas”, ha asegurado.

Frente a la crisis económica, tanto la Biotecnología vinculada a la Medicina (Biotecnología roja) como al medio ambiente y la agricultura (Biotecnología verde) conforman un sector económico que “en términos generales no sólo está resistiendo, sino que está creciendo aunque ha moderado este crecimiento con respecto al histórico de los últimos 8 años”, señala el experto. En cualquier caso, los datos de Asebio (Asociación Española de Bioempresas) referidos al último año resultan muy buenos.

Así, la facturación ha crecido un 30% y se ha elevado casi un 40% el número de empresas relacionadas con el sector, una cifra que incluye tanto las completamente dedicadas a Biotecnología como las que son usuarias. En total, en toda España ya son casi 1.100 y casi 400 las que están completamente dedicadas al sector de la Biotecnología. Además, “está creciendo el empleo y ligeramente la inversión privada en I+D, un 5’4%”, destaca Rafael Camacho. En definitiva, con la crisis “se ha ralentizado el crecimiento, pero se sigue creciendo” y en algunos aspectos a muy buen ritmo. [...]

Vía DICYT

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.