Turismo sostenible pastoreando ovejas en Lérida

Hace ya medio siglo que el mundo rural empezó a decaer en España. La dureza de la vida en el campo y el éxodo de su población a la ciudad, entre otros factores, provocaron que muchos pueblos quedaran abandonados y, con ellos, oficios tradicionales que hoy sólo perviven en ferias, más como espectáculo que otra cosa.

Una de esas actividades es el pastoreo, que se va quedando sin gente dispuesta a asumirla y, a menudo, requiere de mano de obra inmigrante. Por eso resulta curiosa la iniciativa que ha puesto en práctica el Patronato del Parque Nacional de Aigüestortes y Estany de Sant Maurici, en Lérida, para este mes de marzo. Se denomina Soltemos el ganado y tiene como objetivo desarrollar el turismo familiar en la zona de Pallars Sobirá, abriendo a los visitantes la posibilidad de convertirse en improvisados pastores de montaña.

¿Qué hay que hacer? Algo tan insólito como ayudar a un auténtico pastor a llevar el rebaño hasta los pastos y cuidarlo mientras pace, a la vez que se disfruta del paisaje. [...]

Vía La brújula verde. Autor: Jorge Álvarez.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.