Tevatron observa indicios del bosón de Higgs consistentes con los del LHC usando distintas técnicas

Las nuevas medidas anunciadas por los científicos de las colaboraciones CDF y DZero del Laboratorio Fermilab, del Departamento de Energía de Estados Unidos indican que el esquivo bosón de Higgs puede estar casi acorralado. Después de analizar los datos completos del acelerador Tevatron, ambos experimentos ven indicios independientes de la existencia del bosón de Higgs.

I-CPAN

Los físicos de las colaboraciones CDF y DZero han encontrado excesos en sus datos que pueden ser interpretadas como procedentes de un bosón de Higgs con una masa en la región de 115 a 135 GeV (gigaelectronvoltios, más de 100 veces la masa del protón). El nuevo resultado tiene una probabilidad de ser debido a una fluctuación estadística al nivel de significación conocido entre los científicos como 2,2 sigmas.

Este resultado se asienta bien dentro de los límites establecidos por las mediciones anteriores realizadas por el Gran Colisionador de Hadrones (LHC) del Laboratorio Europeo de Física de Partículas (CERN), el Tevatron, y otros aceleradores, que ponen la masa del bosón de Higgs en el rango de 115 a 127 GeV. Estos hallazgos también son consistentes con el anuncio de diciembre de 2011 de los excesos observados en ese rango por los experimentos ATLAS y CMS del LHC. Sin embargo, ninguna de las señales anunciadas hasta la fecha son lo suficientemente fuertes para reclamar la evidencia del descubrimiento del bosón de Higgs.

(…)
El Instituto de Física de Cantabria y la Universidad de Oviedo han liderado un análisis en el canal de producción del bosón de Higgs asociado al bosón W, decayendo en un par de quarks “bottom-antibottom”. Este canal es el más sensible para una masa del bosón de Higgs en la zona en la que se ha observado el exceso de datos. Jesús Vizán ha liderado el análisis, continuación de los realizados por Bárbara Álvarez y Bruno Casal, que hicieron sus tesis doctorales en este campo dirigidos por Javier Cuevas, Rocío Vilar y Alberto Ruiz, investigadores todos ellos del IFCA y la Universidad de Oviedo (Unidad asociada del CSIC al IFCA).

“Con este resultado el Tevatron demuestra una vez más su tremendo potencial, aportando una pieza clave para la resolución de este puzle sobre el origen de la masa de las partículas” afirmó Aurelio Juste, profesor de investigación ICREA en el Instituto de Física de Altas Energías (IFAE) en Barcelona. Previamente coordinador de Física del experimento DZero en Fermilab, desde hace tres años Juste lidera el grupo de trabajo sobre la búsqueda del bosón de Higgs en DZero.

Según Aurelio Juste, “aunque los indicios en el Tevatron son muy sugerentes, en particular puestos en perspectiva dados los resultados del LHC, aún no constituyen una evidencia firme. Estamos empezando a trabajar en la combinación de resultados del Tevatron y del LHC, que se espera en un futuro próximo. En cuestión de meses podemos llegar a obtener respuesta a una de las preguntas más urgentes de la Física de Partículas en los últimos 30 años. Y lo que es más excitante, con ello generar nuevas preguntas”, concluye.

La participación española en Tevatron se concentra en el experimento CDF, un detector donde participan 430 científicos de 58 instituciones de 15 países. Además del IFCA, la Universidad de Oviedo y el IFAE, en CDF participan científicos del Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas (CIEMAT), responsables de uno de los detectores más complejos de CDF, el detector de silicio, participando tanto en la operación como en la monitorización y análisis de datos de esta pieza fundamental para la búsqueda del bosón de Higgs de baja masa y de la asimetría materia-antimateria.

Estos tres centros de investigación forman parte del Centro Nacional de Física de Partículas, Astropartículas y Nuclear (CPAN), proyecto Consolider-Ingenio 2010 cuyos principales objetivos son la promoción y coordinación científica de la participación española en proyectos internacionales, el desarrollo de actividades comunes de I+D y la formación e incorporación a los grupos de nuevos investigadores y técnicos. El CPAN pretende consolidar estas actuaciones mediante la constitución de un centro en red de carácter permanente, análogo a los existentes en otros países de nuestro entorno.

Vía i-CPAN (Para leer la noticia completa, pinche aquí)

Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.