Innovadores cotidianos: El ejemplo de un taller de automóviles

¿Se puede doblar la carga de trabajo de un taller de automóviles en plena crisis económica? Un negocio valenciano lo ha logrado haciendo un análisis del valor que genera este servicio a sus clientes, para posteriormente proponer mejoras en el mismo a través de cambios a la hora de relacionarse con los mismos.

En lugar de esperar a que lleguen los clientes al negocio, un perito de este innovador recorre cada día las calles de la ciudad en busca de automóviles con algún tipo de daño en su carrocería. Cuando localiza uno, le hace un presupuesto personalizado al momento y se lo deja en la ventanilla. De esta forma, el cliente ya tiene un presupuesto cerrado y, además del evitar riesgo de una posible factura sorpresa, se ahorra el primer viaje al taller con el inconveniente y el coste en tiempo y dinero que supone. Un ejemplo de innovación tan sencilla como eficaz en la política comercial de un pequeño negocio. [...]

Vía El blog de INNAC: actitud innovadora.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.