Descubren dos nuevas plantas en España

Una planta del género Taraxacum

Una planta del género Taraxacum. Foto: Galán de Mera.

Cuando se pensaba que en la Península Ibérica estaban ya descubiertas casi todas las plantas, investigadores españoles han descubierto Taraxacum decastroi y Taraxacum lacianense, dos “dientes de león” de los Pirineos y de la Cordillera Cantábrica, respectivamente. El hallazgo confirma la situación privilegiada de España como foco de biodiversidad.

“En España es ya difícil encontrarse con especies nuevas. Depende de la complejidad del grupo de plantas que estudiemos”, afirma a SINC Antonio Galán de Mera, autor principal e investigador en el departamento de Biología (Botánica) de la Universidad San Pablo-CEU de Madrid.

Según el estudio, que se ha publicado en Annales Botanici Fennici, la identificación de estas dos nuevas plantas no ha sido tarea fácil. “Tuvimos que compararlas con numerosos ejemplares de Europa (sobre todo españoles y portugueses) que nos prestaron otros colegas desde sus colecciones”, asegura Galán de Mera.

Taraxacum decastroi y Taraxacum lacianense son plantas de hojas alargadas, y con poco polen, porque su reproducción se realiza a través de la producción de semillas sin fecundación. Tienen además frutos “bastante característicos”, con escasa ornamentación, “lo que las diferencia de otras especies de la Península”, añade el científico.

T. decastroi, que toma su nombre por el naturalista Emilio de Castro y Pérez de Castro, es una planta de los abetales pirenaicos de Lérida, mientras que T. lacianense, avistada por primera vez por José Alfredo Vicente Orellana, lo es del dominio de los abedulares de los Montes de León, en concreto de la comarca de Laciana. Ambas plantas viven en medios húmedos y se enfrentan a ciertas amenazas.

Taraxacum lacianense vive en medios muy frágiles a la desecación; además la turbera donde se desarrolla está en el entorno de los abedulares de los Montes de León, que están seriamente amenazados por la minería de carbón a cielo abierto”, manifiesta el biólogo. [...]

Vía SINC

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.