Un local de ensayo con músicos a 2.700 kilómetros de distancia

Hacer posible conciertos con músicos separados por grandes distancias con un mínimo de latencia –retardo entre una interpretación musical y la escucha o grabación– es el objetivo de un proyecto conjunto del Centro de Supercomputación de Galicia y la Universidad de Santiago de Compostela. Para ello han realizado experimentos de demostración en vivo con tecnologías musicales pioneras en Europa y músicos profesionales.

Gracias a la tecnología LOLA –desarrollada por el Conservatorio Giuseppe Tartini di Trieste (Italia)– el Centro de Supercomputación de Galicia (CESGA) y el equipo de Canal Campus de la Universidad de Santiago de Compostela, dirigido por el profesor Xaime Fandiño, han llevado a cabo experimentos en vivo para que dos músicos separados por grandes distancias puedan ensayar un concierto con un mínimo de latencia. Es decir, que esta actuación musical sea sincrónica sin importar los kilómetros que separen a los artistas.

SINC.

El músico y compositor gallego Pablo Novoa –colaborador habitual de la banda de Iván Ferreiro y en proyectos propios como Radio Pesquera– fue el encargado de interpretar desde Cáceres, junto al violinista italiano Sebastiano Frattini –que estaba a 2.700 km en Trieste (Italia)–, dos temas musicales muy conocidos: Sunny de Bobby Hebb, tema popular en años 60, y Get lucky, canción del grupo francés Daft Punk.

“En nuestro proyecto se emite además vídeo, por lo que existen requisitos adicionales en todos los elementos de la cadena: el ancho de banda, la fiabilidad y la latencia en la comunicación de la señal de vídeo; así como la capacidad de procesado de los servidores, sistemas de captación de imagen y proyección, cableado, etc.”, declara a Sinc Natalia Costas, técnico superior de telecomunicaciones del CESGA y responsable del experimento. [...]

Esta entrada fue publicada en Calidad de vida, Cultura y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.