Reproducción de anguilas en cautividad

Anguila

Anguila. Foto: Ron Offermans.

Medio centenar de expertos en acuicultura analizan en Valencia los avances del proyecto Pro-Eel. El área de desove del pez se localiza en el área del Mar de los Sargazos, en el Oceano Atlántico.

La reproducción en cautividad de la anguila europea está un poco más cerca. Así se ha puesto de manifiesto en el taller del proyecto europeo Pro-Eel celebrado en la Universitat Politècnica de València y que ha reunido a cerca de un centenar de expertos del ámbito de la acuicultura de toda Europa.

Las poblaciones naturales de la anguila han disminuido de forma significativa llegando a una situación que incluso pone en peligro su supervivencia. De hecho, la anguila fue incluida en la lista de especies amenazadas del CITES (Convention on International Trade in Endangered Species of Wild Fauna and Flora), lo que llevó a la Comisión Europea a adoptar medidas para la protección y recuperación de la especie, siendo una de las prioridades su reproducción en cautividad. Este es el objetivo del proyecto Pro-eel, cuyos últimos avances se han presentado hoy en la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Agronómica y del Medio Natural de la Universitat Politècnica de València.

Según han apuntado los expertos reunidos el martes en la UPV, la cría en cautividad de la anguila se ve obstaculizada por complejos mecanismos de control hormonales que inhiben la maduración de las anguilas. La inhibición se establece durante el proceso de plateado que prepara a las anguilas para la migración en gran medida a su área de desove en el Mar de los Sargazos.

Así, el objetivo principal del proyecto es llegar a producir larvas capaces de empezar a alimentarse por sí mismas unos días después de la eclosión de los huevos. Tras dos años de trabajo, los investigadores han conseguido importantes avances en aspectos como la alimentación y selección de reproductores, protocolos para la inducción hormonal de machos y hembras, el control hormonal de la reproducción, la fertilización y la producción de huevos y larvas viables. Ahora mismo sus esfuerzos se centran en el desarrollo de experimentos de cultivo larvario y de alimentos para reproductores. [...]

Vía El País.

Esta entrada fue publicada en Alimentación, Calidad de vida y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.